domingo, 4 de julio de 2010

Después de un mes vuelvo a escribir....

He vuelto porque ya han sido muchas las personas las que me han dicho que yo sin escribir no soy nada y por eso, por moción popular, y porque lo necesitaba ya, vuelvo a escribir en mi querido blog.

Hoy he explotado, he llorado como hacía tiempo que no lloraba. La situación sigue impasible, unas veces estoy en el cielo, rodeada por sus brazos y otras… la distancia entre los dos es palpable. Ya no sé si decir que soy yo que verdaderamente no juego bien mis cartas o es todo el cumulo de sensaciones que nos envuelven a ambos. Siempre se ha dicho que hay trenes que solo pasan una vez en la vida, pero mi tren pasa una y otra vez por la misma estación sin hacer parada. Necesito algún tipo de reconocimiento para seguir, o eso o una negativa que pare esta montaña rusa de “sube y baja”. Muchas veces tiraría la toalla pero me da tanta rabía darme por vencida sin un “no” ¿qué estamos haciendo? El tiempo se nos va y lo malgastamos sin tener porque, sufrimos sin motivo, dudamos en todo momento y nos negamos a ser nosotros mismos. Hoy he mantenido una conversación “seria” sobre mi situación sentimental y creo que tengo muchos puertos abiertos pero como el que tiene dinero guardado y no lo gasta. El puerto que realmente necesito que este abierto, al cual quiero atracar no me da luz verde. Soy un barco a la deriva sin ninguna luz, sin faro que me indique por donde tirar.

Son una mujer impulsiva, segura de si misma y de lo que quiere en cada momento, como diría mi profesor de tiro “donde pones el ojo, pones la bala” pero en cuestión de sensaciones no soy esa chica “alfa”, soy vulnerable a todo tipo de sensaciones, emociones,… Me da miedo que me hagan daño, he pasado por momentos difíciles sentimentalmente hablando y volver a caer, me da pavor.

….es bonito caerse y saber que te puedes levantar pero ¿pretendes estar toda la vida levantándote constantemente?

Sin ninguna duda lo que nos hace daño nos hace más fuertes pero no por eso voy a estar predispuesta a ello, por eso mismo tengo que tomar pronto una decisión, no quiero caerme y encima hacerme daño.
Por mucho que te guste una persona no siempre vas a estar ahí aguantando una y otra vez, cayéndote y levantándote, sin beneficio alguno, esperando a curar esas heridas que no terminan de cicatrizar………

Me voy a la cama recordando esos brazos que hoy me abrazaron... soñaré, fantasearé y mañana me levantaré sola otra vez.



...