martes, 7 de septiembre de 2010

Lo dije...


Nunca tuve duda alguna y siempre lo supe, Mr. Big tiene y tenía en su momento novia. Mi conciencia está tranquila un par de besos y un mero flirteo esta noche no me va a quitar el sueño ¿Pero la conversación de las mandarinas que tuvo con mi amiga? El confesaba a una de mis amigas qué el aún no tenia su media naranja y por eso se dedicaba a buscar mandarinas… ¿Hola? ¿ Y las conversaciones que tuvo conmigo en más de una ocasión? No está nada bien jugar a dos bandas y tarde o temprano pasa factura. Aunque como pasaba en la serie de Sexo en Nueva York, la mujer de Big sabía perfectamente que él se estaba viendo con Carrie y aun así se mantuvo callada ¿Sabría ella que se estaba viendo conmigo? ¿Y qué sé yo de ella?
No he tenido el mismo comportamiento que Carrie, mis impulsos más primitivos no pudieron conmigo y aunque solo lo tenía a milímetros de mi, mi cabeza me decía que no… “no esto no está bien” tenía a kilómetros de ahí a un hombre maravilloso esperándome, un Aidan que nunca me seria infiel. No sé, ¿qué pensará ella? Creo que nunca lo llegaré a saber… no me gustaría estar en su situación, lo respeto pero no lo comparto, aunque no sabemos si al igual que Natacha, ella sabe que Big y yo hemos tenido nuestros más y nuestros menos, no me gustaría estar en su situación, no.
Y creo que hoy definitivamente cierro una etapa de mi vida que aunque estaba cerrada emocionalmente hablando ahora realmente está cerrada del todo, sabiendo todo lo que se escondía detrás de Big, el gran soltero con novia…
Pequeño puedes estar bien tranquilo que no tengo frentes abiertos, solo eres tú… solo estás tú. Ahora solo espero que me perdones mis errores del pasado y las cosas vuelvan a ser como antes eran, sin rencores y sin orgullos que bloqueen todo lo que siento hacia ti, todo lo que te puedo demostrar y dar…

No hay comentarios: