lunes, 30 de noviembre de 2009


El alma que hablar puede con los ojos, también puede besar con la mirada.


Gustavo Adolfo Bécquer



TE ODIO Y AUN NO SE PORQUE.......

Quisiera gritar a los cuatro vientos que siento indiferencia por ti pero no es así, quisiera gritar que he encontrado otro para olvidarte pero por desgracia las cosas no se están dando así.
Quisiera llorar como nunca he llorado y soltar toda esa rabia acumulada, despues de semanas sin poderte besar.
Quisiera gritar, un grito sordo para que nadie me oiga y que a la vez desgarre el aire que nos separa para poderte tocar.
Como puedo seguir pensando en ti si te odio y aun no sé porque…
Tengo tanto que decirte y tan poco tiempo me has dado, tengo tanto que darte y no te lo he demostrado.
¿Ganas de verte?
Ganas de oírte, besarte, sentirte, tocarte y abrazarte, todas y ninguna, pero no quiero caer en la desgracia de defender lo indefendible, me mostraron otra persona, me enamoré de otro y ahora desesperada busco ese otro pero no lo encuentro.
Pasado “me enamoré”,
presente “te estoy buscando”,
futuro “¿no sé si te encontraré?”