viernes, 13 de noviembre de 2009

Como una muñeca de trapo

Hay momentos inolvidables que no duran para siempre ahí quedan y mientras duran son lo mejor que te puede estar pasando ¿Que es lo que lleva a que la gente olvide estos momentos? Yo nunca olvidare mi primer beso por muy malo que fuese. ¿Es tan fácil olvidar el pasado viviendo o teniendo un presente? Y cuando se acaba el presente que futuro nos espera?
Mas pasado amontonado en el baúl de los recuerdos… ¿Por qué lo bueno se termina? Somos las mujeres demasiado impulsivas con el sexo masculino, somos de aquellas de “ya y ahora”? o somos como el perro fiel que acompaña a su dueño hasta su muerte sin apenas entender porque este desapareció… será eso? Nosotras somos fieles hasta que la cosa termina, somos constantes aun sabiendo que ya no queda nada. Esta vez quisiera hablar de la confianza pero últimamente es mi talón de Aquiles, debo investigar más mi confianza para hablaros de ella aunque lanzare una pregunta al aire… Se puede mantener una relación “estable” con un mínimo de confianza? O debemos tener un 90-100%?
Llevo una semana loca buscando mi pen con todos mis apuntes y cuando ya lo di por perdido y comenzaba a mover hilos para que me pasaran unos buenos apuntes… en el lugar que menos podía pensar ¡¡PUM!! Mi preciado pen! Creo que las cosas llegan así cuando menos te lo esperas. Un día estas pidiendo una pajarita a un apuesto camarero y meses después estas en un bar con ese mismo camarero regalándote su pajarita azul a lunares blancos… Como mi pen vino la pajarita, dándola por perdida…por sorpresa! Puede que me este enamorando por ese escalofrió que me recorre el cuerpo con un simple beso o ese pie que se me levanta inconscientemente cuando estoy en lo más alto, no sé si me seguís, como en la película “nunca me han besado” jeje… pero después viene ese miedo que me bloquea.
Como puede haber tal controversia, escalofríos o miedo? Estamos locos? De qué manera estoy mirando todo esto? Miedo a enamorarme o miedo a que me vuelvan hacer daño, sentirme nuevamente una muñeca de trapo que queda en el baúl de los recuerdos olvidados, todo puede ser. Esto es una locura pero aun así en parte hay algo dentro de mí que le gusta y hace que me deje llevar sin que el miedo este constantemente en mi mente…

No hay comentarios: